¿Es posible el ahorro energético en hoteles?

Cada vez falta menos para la llegada de los días festivos y puentes de las últimas semanas del año; el puente de la Inmaculada y Navidades son fechas que todos esperamos con ansia para poder desconectar del trabajo y tener un tiempo para relajarnos. Excepto para los propietarios y personal de los hoteles.

Para todos aquellos que trabajan en el sector hotelero, estas fechas suponen días intensos donde son muchos los que cuelgan el cartel de “Completo”. Días de hacer caja, pero también días donde los costes de los propios hoteles se disparan. Entre esos costes, si hay alguno que destaca especialmente es el derivado del consumo energético.

Mayor uso de la electricidad en habitaciones, más bañeras y lavabos abiertos, los fogones de la cocina encendidos sin parar  o las lavanderías en funcionamiento 24-7 son sólo algunos ejemplos de todo el consumo energético que los hoteles han de realizar especialmente durante esos días.

Aunque ya son muchos los que apuestan por tratar de minimizar este coste, aún son muchos los que hacen frente a unas facturas desorbitadas; según datos de Endesa, sólo el 21% de los hoteles españoles han optado por aplicar medidas de eficiencia energética, habiendo un 61% con un potencial ahorro en el consumo del 20%.

Si eres gerente o responsable de un hotel, te recomendamos que sigas leyendo este artículo; lo que estás a punto de leer, posiblemente, te convencerá de que el ahorro energético en hoteles es posible y muy sencillo de conseguir.

¿Por qué se debe ahorrar energía en los hoteles?

ahorro energético en hoteles

Aunque son muchas las posibles respuestas a esta pregunta, nos centraremos en las dos que, bajo mi criterio, son las de mayor peso. Estas son:

  1. Responsabilidad con el medioambiente
  2. Ahorro económico

 

Responsabilidad con el medioambiente

En un momento cada vez más crítico donde el planeta no para de dar muestras constantes del impacto que la actividad del ser humano genera, parece cada vez más necesario adquirir una conciencia que permita invertir esta triste trayectoria.

Los hoteles, como lugares donde se experimenta un gran consumo energético y por los que pasa multitud de gente al cabo del año, han de ser uno de los principales garantes de ello y, en la medida de lo posible, predicar con el ejemplo. Y lo cierto es que cada vez son más los hoteles que apuestan por ello de alguna manera.

Los objetivos que residen detrás de esta apuesta son, principalmente, dos. Por un lado, como ya se ha señalado, la conciencia por la preservación y mantenimiento del entorno en el que se ubican es cada vez mayor; el deterioro del medioambiente afecta a las personas que lo habitan. Por otro lado, hay que intentar siempre que los huéspedes se sientan lo más cómodo posible.

Conviene destacar que cada vez hay más gente concienciada con el cuidado del medioambiente, hecho que se refleja a la hora de viajar. Es un hecho la, cada vez mayor, preferencia de los turistas por los hoteles ecológicos y sostenibles. Generalmente, no tienen inconveniente en llegar a pagar un poco más por aquellos hoteles responsables con el entorno que por aquellos que no aplican ningún tipo de acción al respecto.

De hecho, de acuerdo a un estudio de Booking.com muestra que prácticamente el 80% de los viajeros considera importante que el hotel aplique prácticas ecológicas. Y es que, aunque en España aún no se alcanzan estos niveles en comparación al resto de países europeos, son cada vez más los que vienen desde fuera en busca de este tipo de alojamientos.

Ahorro económico

Aunque los consumos varían enormemente entre un hotel y otro, se estima que, por termino medio, el 14-15% de los costes de explotación de un hotel corresponde al consumo energético, pudiendo llegar a ser hasta del 20%-22% en los que mayor uso de la energía realizan. Aunque, como es lógico, siempre va a existir este coste, minimizarlo es mucho más fácil de lo que parece dadas todas las posibilidades existentes para ello.

ahorrar en hotel

Las medidas para mejorar la eficiencia energética son muy diferentes unas de otras, aunque todas inciden favorablemente en la factura energética; desde las más sencillas hasta las más complejas. Climatización, electricidad, aislamientos y agua caliente sanitaria (ACS) son los principales causantes de que las facturas se disparen en según qué periodos. En el epígrafe siguiente se analizarán algunas de estas medidas correctivas.

 

Conseguir reducir estos costes al mínimo posible otorga a los hoteles un ahorro con el que ser capaz de financiar, total o parcialmente, proyectos de cualquier otro tipo, pudiendo disfrutar así de una ventaja competitiva frente a los competidores.

 

¿Cómo conseguir ese ahorro energético en los hoteles?

Como ya se ha señalado, existen múltiples acciones que pueden llevar a cabo los hoteles con el fin de conseguir ese ahorro energético; algunas de esas medidas son gratuitas mientras que otras requieren de una inversión que, sea grande o pequeña, siempre es rentable. A continuación, de acuerdo al Plan de Ahorro y Eficiencia Energética en Establecimientos Hoteleros de la Comunidad Valenciana elaborado por la Agencia Valenciana de la Energía (AVEN), se exponen una serie de campos y posibles acciones que puedes a empezar a aplicar desde hoy mismo si quieres ahorrar en tu hotel:

  1. Iluminación
    1. Uso de lámparas y luminarias eficientes
    2. Utilización de la luz diurna
    3. Interruptores automáticos de ocupación
    4. Limpieza y mantenimiento
  2. Calefacción y aire acondicionado
    1. Aislamiento térmico
      1. Pared hueca
      2. Aislamiento cubiertas y suelos
      3. Doble cristal
    2. Bombas de calor
    3. Control y regulación
    4. Recuperación del calor de condensación de los grupos de frío
    5. Control del rendimiento de calderas
  3. Agua caliente sanitaria (ACS)
    1. Calderas de baja temperatura y calderas de condensación
    2. Sistemas de bajo consumo en duchas y grifos
    3. Aislamiento de conducciones y depósitos
    4. Evitar temperaturas elevadas de acumulación
  4. Ahorro de agua
    1. Detección y eliminación de fugas
    2. Trabajar con presiones moderadas
    3. Sistemas de reducción de caudal en duchas y grifos
    4. Variadores de velocidad en bombas
  5. Cocina y lavandería
    1. Hornos de convección forzada
    2. Calentamiento de los equipos sólo el tiempo necesario
    3. No usar parrillas como calefacción
    4. Sustitución de resistencias en lavadoras por agua caliente
  6. Ascensores
    1. Buen diseño
    2. Accionamiento eléctrico
    3. Regulación de velocidad
    4. Modo de funcionamiento adecuado

Además, más allá de todas estas sencillas medidas, se encuentra una cada vez más utilizada en el sector hotelero: el aprovechamiento de la energía solar.

Energía solar para el sector hotelero

En efecto, instalar placas solares en tu hotel será una fuente de ahorro implacable. Hace unos días os explicábamos en este mismo blog los tipos de paneles solares que existen y las funciones de cada uno de ellos para quien no los conociese. En el sector hotelero, los conocen bien y cada vez se hace un mayor uso de todos ellos.

Mientras que con el uso de paneles fotovoltaicos los hoteles consiguen ahorrar enormemente en la factura de la luz, usando  paneles térmicos consiguen enormes mejoras en la calefacción y en el agua caliente sanitaria. Además, todos aquellos hoteles que quieren apostar por ambas tecnologías pero que no cuentan con una gran superficie en la cubierta donde colocar las placas, la alternativa de los paneles solares híbridos es, una vez más, la solución ideal en la búsqueda del ahorro.

Desde EndeF ya hemos llevado a cabo varias instalaciones híbridas en hoteles del archipiélago balear pudiendo proporcionar a los gerentes del hotel considerables ahorros energéticos desde la puesta en marcha de los equipos.

Os dejamos con unas imágenes de estas instalaciones para despedirnos.

¡Hasta la próxima!

placas solares hotel

consumo energetico hoteles